lunes, 18 de abril de 2011

Artikutza, fábrica de oxígeno.

Visitar Artikutza en plena explosión de primavera es una visita casi obligatoria, salvando las distancias creo que bien podría decirse que Artikutza es a Gipuzkoa lo que Irati a Navarra. Ayer domingo con una climatología insuperable completamos un recorrido muy recomendable para todos pero especialmente para hacerlo con txikis.

           Partiremos desde la casa de entrada al parque natural en Eskax, tras descender unos 300 m por la pista asfaltada que lleva a la diminuta población de Artikutza, veremos que un cartel informativo nos invita a salirnos del asfalto por la izquierda y comenzar la ruta por un magnífico bosque. Marcas blancas y amarillas nos guiaran por un sendero que no ofrece dudas ni problemas, cruzaremos arroyos de agua cristalina por vetustos puentes de madera, y en un punto del camino podremos asomarnos a ver como cae el agua en una cascada de considerable tamaño. Nuestros pasos siempre irán acompañados de hayas y robles, y en el tramo inferior del sendero aparecerán algunos coníferas. Los bosques que nos rodearán durante todo el trayecto son una auténtica joya que debemos preservar a toda costa, disfrutar de ellos tan cerca de casa es algo que no tiene precio.

           El descenso hasta Artikutza nos llevará dependiendo del paso que llevemos entre una hora y media y dos horas, si nuestra intención es realizar el recorrido con txikis de corta edad tal vez debamos evitar hacerlo tras fuertes caídas de lluvias. La ermita de S. Agustín nos recibe a la entrada de Artikutza, allí hay algunas zonas de juegos para los más pequeños y algunas mesas con bancos para comer, una fuente perenne de fresca agua nos permitirá llenar las cantimploras. En el lugar existe un pequeño albergue de uso público con mesas y bancos que nos permitirá cobijarnos en caso de inclemencias meteorológicas. En la actualidad apenas hay una población estable en Artikutza, el lugar es un auténtico remanso de paz, y el acceso en coche hasta allí está regulado por el ayuntamiento de Donostia que solo autoriza la entrada a un número determinado de vehículos al día.

              Para el retorno al punto de partida en Eskax nosotros escogimos el camino que sigue el trazado de un antiguo tren minero, su comienzo es un tanto duro por su acusada inclinación, pero en 15 ó 20 minutos habremos superado este tramo y el resto será un auténtico paseo por buen camino, las marcas blancas y amarillas también nos guiarán ahora hasta nuestro destino.

              Hacia la mitad del recorrido existe un balcón natural desde el que podremos observar la grandiosidad del parque y los límites de este. Desde ese lugar nos daremos cuenta que Artikutza es una auténtica selva, una fábrica de oxígeno. Hay un lugar señalizado donde podremos ver muy cerca del camino una antiguas muelas de molino abandonadas a su suerte, tan solo nos deberemos de desviar de nuestra senda unas pocas decenas de metros para observarlas in situ. Según vayamos avanzando por la senda, los coníferas irán disminuyendo dejando el protagonismo en exclusiva a las hayas y robles. La distancia de este camino de vuelta es prácticamente la misma que la del camino de bajada, por ello debemos estimar que con niños nos llevará cerca de las dos horas retornar a Eskax.

            Ahora es uno de los mejores momentos del año para visitar el parque de Artikutza, otro momento propicio es sin duda el otoño, entonces el bosque se viste de colores ocres que serán imposibles de olvidar. Sin duda, realizar dos visitas en esas dos diferentes épocas del año son una buena idea para comparar el estado de un mismo bosque en dos momentos tan diferentes.

Aquí puedes descargar el track

Recorrido por artikutza 

Mapa y perfil de la ruta

6 comentarios:

Giroa dijo...

Qué maravilla Andua, Arikutza en familia y en primavera, una gozada.

Bonito recorrido y bonitas fotos.

Un saludo!

Marc Bota dijo...

Una salida preciosa y más aun si se hace en familia. Un saludo!

Anónimo dijo...

"Artikutza es a Gipuzkoa lo que irati es a Navarra"
solo que artikutza está en Navarra, más concretamente en Goizueta. Esa geografía ???
Agur.

Andua dijo...

Hola anónimo, si tal vez esté en ese territorio pero la finca pertenece a Gipuzkoa y más concretamente a Donostia. Es por eso que digo lo de Gipuzkoa y no Navarra. Me imagino que eso ya lo sabes. No es un tema de geografía sino de historia.
Un saludo, Fernando

Anónimo dijo...

Hola Fernando, te tengo que dar un tirón de orejas...Artikutza pertenece a Navarra y más concretamente a Goizueta. Historicamente A la Colegiata de Roncesvalles y fué vendida al Ayto de Donostia.Por lo tanto, es una finca del Ayto de Donostia en Navarra.
Aún siendo un tema de historia...

Andua dijo...

Ja ja ja claro que está dentro de la provincia de Navarra, yo hablo de Gipuzkoa precisamente por eso, por que pertenece al ayuntamiento de Donostia.
Pero no hay problema, lo dejamos en Navarra.
Un saludo anónimo.